Seleccionar página

 

 

El niño rey ya es un hombre

 

 

Al menos, según las leyes de mi pueblo, al día siguiente después de tu primera borrachera, en la verbena de la virgen de Nicolasa.

Y es que el muchacho se ha despertado a la mañana siguiente de su juerguecita por Bastión y asegura que no recuerda nada.

Tenía un dolor de cabeza terrible y notaba la boca como pastosa. Además, tengo un moratón en un brazo y me falta mucho dinero de la cartera. ¿Qué ha pasado? ¿La he liado muy parda o qué?

Su abogado no sabe si, tras el apuñalamiento deliberado contra la Arconte, podrán justificar «Estado de embriaguez real» en defensa del leoncito de Ventormenta, puesto que los procesos judiciales en Shadowlands siguen procedimientos distintos a los del mundo de los vivos.

Antiguamente, a los reyes se les perdonaba todo si habían actuado bajo el efecto del alcohol (y si no también, para qué nos vamos a engañar) pero en las Tierras Sombrías las cosas funcionan de otra forma y los reyes aquí no dejan de ser figuras ornamentales. Estamos trabajando en la defensa de Su Majestad, pero lo cierto es que nos enfrentamos a un caso complicado. 

Hasta ahora se encargaba de estas cosas la Enjuiciadora, pero como se encuentra apagada o fuera de cobertura, los asistentes de Oribos gestionarán el caso y lo dejarán en manos de un jurado popular formado por gente de Bastión, Ardenweald, Maldraxxus y Revendreth.

Mientras tanto, se ha decretado encarcelamiento en Torghast para el niño rey a la espera de que salga la fecha oficial para el juicio.

La Casa Real de Ventormenta ha preferido no decirle nada a Genn Cringris, debido al débil estado de salud en el que se encuentra el abuelo perruno.