Seleccionar página

El jugador, que se hizo un nigromante «por probar», empieza a estar harto de la situación.

Un jugador de Diablo IV ha sufrido una situación bastante peculiar mientras jugaba a este título.

Yo me creé un nigromante porque ya lo había probado en la beta y me pareció muy interesante. El rollo ése oscuro y la magia de muerte me llama mucho la atención, la verdad, y eso hice. Entonces subí de nivel y pagué conseguí una skin muy chula que me daba un aspecto aterrador, tanto que hasta yo me impresioné cuando lo vi en la pantalla de carga. Total, que iba por ahí matando bichos y me metí en un grupo para matar un boss de mundo y entonces todo el mundo empezó a pegarme a mí, hasta los demonios enemigos me pegaban. Fue muy raro, tío, y muy incómodo. Pensé que sólo era cuestión de horas que todo se calmara pero no. Al día siguiente pasó lo mismo y esta mañana también. Creo que voy a dejar el Diablo por un tiempo y volver al Farmville. (Harry Benton, desde Florida, EEUU)

Uno de los demonios atacantes nos comenta que «daba muy bien el pego, la verdad, era muy difícil distinguir al jugador del resto de seres infernales a los que destripar por el mundo. Porque sí, a veces nos pegamos entre nosotros para entrenar, pero esto fue demasiado.

 

Desde El Pergamino recomendamos a todos los jugadores que estén pensando hacerse un nigromante, que se planteen bien la situación antes de entrar en grupos rándom de mundo.

El contenido de esta noticia está 100% garantizado como falaz. Creételo solo bajo tu responsabilidad.  elpergamino.es no se responsabiliza de las conclusiones precipitadas a las que llegues tras haberla leído.