Seleccionar página

Los Nathrezim son astutos demonios cambia-formas que se han especializado en infiltración y espionaje. Su objetivo no es otro que alterar el curso de los acontecimientos a su conveniencia, manipulando, mintiendo y por su puesto, asesinando si lo creen oportuno.

Hace unas semanas, el equipo de El Pergamino notamos que ciertos seres del mundo de World of Warcraft tenían comportamientos atípicos, errantes y curiosos… todo era demasiado sospechoso.

Sabemos que los Señores del Terror, como Balnazzar, fueron capaces de corromper a la Cruzada Escarlata y llevarla al fanatismo extremo con artimañas y manipulaciones, y estamos seguros que entre nosotros hay Nathrezims…

Hoy, en este artículo, vamos a hablar de uno de los seres que pasan más desapercibidos y al que más cariño profesan los jugadores. Un ser que no oculta su capacidad multi-forme y su habilidad para adaptarse a cualquier entorno y que encima nos parece «cuqui», analizaremos a nuestro querido Pepe.

Este pequeño polluelo lo encontramos por primera vez en Draenor, posado en un pequeño árbol de nuestra ciudadela, pasando desapercibido. El pájaro podría ser uno más del entorno, pero él, nos observaba. Hasta que nos acercamos y pronto nos acompañaría a nuestras aventuras.

Pepe, ni corto ni perezoso se mimetizaba con el entorno, era capaz de trasformase en un Pepe Ninja o en un Caballero, o un Vikingo, siempre preparado. Incluso hemos encontrado un Pepe mecánico en el mundo de esos pequeños Mecagnomos…

Pronto vimos cómo se hacía más popular y ya lo encontramos en todos lados, en una pecera con su escafandra de buzo, o repartiendo regalos en Navidad, o incluso al lado del mismo Rey Rastakhan en Zuldazar. Todo muy sospechoso, todo demasiado inocente…

Lo hemos visto como Cazador de Demonios, e incluso próximamente como Rey Exánime, Pepe siempre está ahí, ojo avizor. De hecho, sabemos que pronto veremos varias formas nuevas de nuestro querido polluelo. Y es más que evidente que está infiltrado descaradamente en cada curia, acechando y espiando a cara descubierta.

Sin lugar a dudas, Pepe es un Nathrezim, qué otra criatura de este universo puede cambiar en mil formas y pasar inadvertido. Y como cualquier otro Señor del Terror, nos plantea más preguntas que respuestas.

¿Qué busca el pollo? ¿Qué misterios guarda? ¿Cuándo mostrará su verdadero ser? ¿Seguirá el plan del maestro? ¿Qué maestro, el de Revendreth o el de Primaria? Demasiadas preguntas sin respuesta. Aún.

Seguiremos informando.