Anduin se emociona con Dragonflight: “Por fin podré ser una Drac-queen para mi Wrathion”

«Seré el mejor Jinete de Dragones»

El 19 de Abril pudimos ver el anuncio oficial de la próxima expansión de World of Warcraf: Dragonflight o “Cómo entrenar a tu dragón”, pero en versión WoW.

Una de las novedades más destacadas es, sin duda, la nueva raza Dracthyr, pero para Anduin lo que más le ha llamado la atención es la parte de: “Domina el arte de montar dragones, una nueva forma de desplazarte por los cielos.”

“Mira, no voy a negar que me queda mucho por aprender para corresponder debidamente a Wrathion. Uno no tiene todos los días un “amigo” dragón y se sabe poco, y yo aún soy un joven al que le gusta viajar y tal. En cuanto me recupere de este revés de las Tierras Sombrías, viajaré a las Islas Dragón para estar con mi Wrathi (así le llamo en la intimidad, jeje) y aprenderé a cabalgar como nunca antes lo hizo nadie.” — Anduin

Id preprando el psicotécnico para poder aprender a montar Dragones de verdad.

Sanidad alerta de una posible ola de ingresos por «hype»

Tras lo ocurrido con la última expansión, Sanidad pone en marcha un despliegue de medios ante los posibles casos de ingresos por hype.

Efectivamente, no es la primera vez que ocurre que, con la proximidad del lanzamiento del anuncio de una expansión, se genera una ola de ingresos por hype, sólo superada por la pandemia del COVID-19.

Ante esta posible situación, Sanidad ha preparado unidades móviles y ha acondicionado zonas fijas del hospital para atender esta posible ola de ingresos hospitalarios.

Informan además de los síntomas que los jugadores de World of Warcraft pueden empezar a notar y ante los que deben estar atentos.

Los primeros síntomas son más bien pequeñas señales psicológicas que no se deben pasar por alto. Los pacientes empiezan a notar que cualquier cosa cotidiana les recuerda a World of Warcraft. Además, comienzan a intentar interactuar con su entorno de la misma forma que lo hacen con el juego (por ejemplo, click derecho + shift para intentar probarse ropa de su armario, o se quedan mirando un tenedor esperando que salta un pop up con las estadísticas) 

Lo siguiente es tener pequeños subidones (parecidos a los que produce el azúcar o el café) cuando recuerdan que falta poco tiempo para el anuncio. En ese momento, la mayoría de las personas tienen la necesidad imperiosa de dejar lo que están haciendo, acceder a su ordenador y abrir el juego para, tras unos minutos, cerrarlo.
La fase crítica viene justo después, cuando los jugadores ya notan una especie de ansiedad que les acompaña todo el día y que no tiene una causa aparente. Comienzan a estar especialmente irascibles y terminan sus frases con expresiones como «Por la alianza» o «lok’tar ogar»

A partir de ese momento algunos pacientes sienten que no pueden respirar, se desmayan o pierden el sentido común y comienzan a hablar en idiomas inventados (no se ha determinado aún si es algún tipo de lenguaje draénico, o qué..) y es ahí cuando deben pasar a ingreso hospitalario. 

Se recomienda a los jugadores que empiecen a sentir estos síntomas, se pongan en contacto inmediatamente con sus médicos o sanadores de confianza (mejor si son druidas, o sacerdotes) para que puedan tomar medidas.  Realizar meditación zen o entrar en comunión con la Luz también pueden ser métodos para calmar el espíritu y serenar el chi interior.

Jugador veterano de Wow le dice a uno nuevo: «Antes aquí todo era pixel y ahora, también»

Diecisiete (17) añitos tiene ya el Wow, el año que viene (si sobrevive), ya se nos hace mayor de edad nuestro juego favorito. Durante todo este tiempo, el juego se ha ido transformando poco a poco a las necesidades gráficas del momento. Sólo hay que echar la vista atrás para poder comprobar cómo se veía el juego en sus inicios y cómo se ve hoy actualmente.

Hay un cambio, como cuando ves crecer a un chaval, al nacer el bebé también es todo pixel, luego parece que mejora la cosa, pero siempre hay pixel. Los jugadores más veteranos, recuerdan con nostalgia zonas del juego que eran inaccesibles y presumen ante sus compañeros más novatos de las hazañas de entrar en lugares prohibidos de zonas nos desarrolladas aún.

Sin embargo, la realidad es la que es. El peso del 2021 recae fuertemente en este dinosaurio que aguanta las embestidas de sus competidores e incluso permanece inmutable ante los ataques de los que más “aman” su juego, los jugadores veteranos.

Pero el pixel no es malo, solo hay que mirar la fama y gloria de juegos más longevos como el Minecraft y aunque no tenga nada que ver con WoW, el pixel tiene su toque, su aquel, su delicia, al menos hasta que se te mete un pixel en el ojo y escuece, claro.

Se dice, se cuenta, se rumorea (es el único contenido que podemos ofreceros, las habladurías, porque Blizzard ya no da para mucho más actualmente, hablando claro) que «para la próxima expansión, sí que de verdad, será la más ambiciosa, que tito Hazikostas se equivocó de expansión al contarlo, que, cómo iba a ser la más ambiciosa la novena (9), si  la décima (10) es un número redondo y más comercial».

El tema es que la décima expansión será lo más del mundo mundial, jugarán todas sus cartas a la vez para petarlo de nuevo y que la gente pague sin protestar, bueno, eso no va a suceder, pero que al menos no se escuche tanto.

“El lore de la décima (10) expansión será digno para todos aquellos que creen que saben más de la historia, que la gente que la escribimos, equisdé” — S. Danuser

¡Ve y hypéate Adalid!

Blizzard reconoce que no tienen nada pensado para la siguiente expansión

Aseguran que, en realidad, no tienen nada preparado y que tampoco tienen ni idea de por dónde ir o qué hacer ¯\_(ツ)_/¯

En un comunicado oficial a través de su página web, Blizzard ha reconocido que no tienen nada pensado para la próxima expansión y por eso han retrasado la Blizzcon de este año (entre otros motivos). Esperan que se les ocurra algo durante estas navidades y poder presentar algún proyecto (o al menos un boceto) en la «posible» Blizzcon del 2022.

Lo cierto es que tenemos un montón de bocetos y de ideas pero ninguna ha llegado a ir más allá de eso. La mayoría son bastante pobres y aunque hay un par de ellas que podrían cuajar, pero no nos acaban de convencer. 

Seguramente acabaremos por repetir algún viejo patrón (Legión Ardiente, Dioses Antiguos, Draenor) pero todavía no es seguro, no quisiéramos que la calidad de nuestras expansiones decaiga cuando hemos seguido una trayectoria intachable. 

Algunos de los guionistas del Lore han empezado a ver series de Netflix y leer sagas de libros como Harry Potter o Los juegos del hambre para ver si de ahí pueden sacar alguna idea.

Por otro lado, Blizzard plantea sacar a concurso el Lore para que sean los propios jugadores los que aporten ideas y comentarios, aunque solo es una sugerencia.

Ve e invéntate algo, adalid.