Seleccionar página

Los dragones que usamos de Dragonflight tiene su propio lore. Y no, no es lo que crees.

Los jugadores de World of Warcraft, con el paso de las semanas, han descubierto que los dragones que usan como montura especial en las Islas dragón, no son en realidad dragones, sino una especie de avión de juguete controlado por un gnomo que vive en las instalaciones de Blizzard.

Los jugadores han notado que a veces sus dragones perdían como energía y le echaban culpa a algo llamado «vigor» pero se han dado cuenta de que en realidad era el puto gnomo que los dirigía y se distraía a menudo, por lo que a veces comenzabas a dar vueltas en círculos, causando caos en las misiones del mundo.
Los desarrolladores de Blizzard han emitido una declaración asegurando que están trabajando en un parche para solucionar el problema y que el gnomo será reasignado a un trabajo menos importante, con el consiguiente problema de que serán los jugadores los únicos responsables de atender correctamente sus monturas dragón.
Los jugadores han puesto el grito en el cielo, y esperan que sea Blizzard la que arregle este desaguisado porque ellos pagan 13 € al mes y hacía tiempo que no se lo recordaban.

Así que ya sabes adalid, tu gnomo piloto ya no estará para ayudarte con tu vigor, equisdé.

El contenido de esta noticia está 100% garantizado como falaz. Creételo solo bajo tu responsabilidad.  elpergamino.es no se responsabiliza de las conclusiones precipitadas a las que llegues tras haberla leído. 

Dragonflight o Dragonfeelings: o cómo Blizzard llegó al kokoro de los jugadores, incluso los más rancios.

La campaña de introducción a la novena expansión de World of Warcraft no ha dejado indiferente a nadie. Los jugadores más hardcore solían apretarse el cinturón y hacer un sprint hacia el nivel máximo, sin mirar atrás y saltándose por completo aquéllo que veían como un trámite: la historia del juego.

Sin embargo, cada uno de los Vuelos ha sabido llegar al kokoro de una masa de jugadores que se creía que jamás llegaría. Los jugadores mal llamados pros han sucumbido, uno a uno, a las historias más enternecedoras de nuestros dragones favoritos.

Desde el enano dragón del Vuelo Rojo, que se enamoró de su compañera del Vuelo Negro y jamás se lo confesó (a quien tuvo que dar muerte, ya que ésta asesinó a su familia), hasta la férrea convicción de Cronormu de buscar en las infinitas líneas temporales cómo salvar a Nozdormu de su nefasto final como Murozond. La renovación de promesas del vuelo Verde o el reencuentro de una familia desolada por la fatalidad del Vuelo Azul. Y por supuesto, el reencuentro con familiares que ni sabían que tenían los del Vuelo Negro, además de lidiar con un legado funesto del que fue el aspecto dragón más poderoso y mortífero, Neltharion.

Cada vuelo tiene sus propias tragedias y desgracias, y Dragonflight es sin misma una expansión de catarsis, donde la historia de los primeros guardianes de Azeroth empiezan a sanar sus heridas de su largo recorrido por Azeroth.

Son estas pequeñas historias, las que han llegado al kokoro de todos esos jugadores que ignoraban por completo la historia, y solo querían llegar a nivel máximo para empezar con la rutina de equiparse, hacer míticas, luego raid, pvp, diarias, subir reputaciones, conseguir todos los coleccionables y así cada día de conexión hasta que te salieran los épicos como mocos.

Blizzard ha dado tan de lleno, que muchos ya la llaman Dragonfeelings, ya que más de algún robusto guerrero adolescente que se cubre de una fachada estoica y dura, ha llorado en la soledad de su habitación gamer al vivir todas o parte de estas historias. Por supuesto, alguno se niega a reconocerlo públicamente, no vaya a ser que su grupo pro de amigotes digitales piense que es una nenaza y no le lleven luego hacer míticas +25 y siempre sueltan algún dardo envenenado de que «mierda» de misiones y tal, pero en el fondo, los feelings están ahí.

Ve y vuelva libre, adalid, disfruta de las historias. Ésas son los verdaderos épicos que te acompañarán durante toda la expansión.

El contenido de esta noticia está 100% garantizado como falaz. Creételo solo bajo tu responsabilidad.  elpergamino.es no se responsabiliza de las conclusiones precipitadas a las que llegues tras haberla leído. 

«El dragón del Mister.io» nuevo blog de Blizzard con Secretos y lore oculto

Con el inminente anuncio de la próxima expansión que tendrá lugar entre Hoy y Pronto™, la compañía californiana favorita de todos (equisdé) ha publicado el anuncio de un Blog oficial de Blizzard llamado “El Carro del Mister.io” dónde, semanalmente, publicarán secretos, curiosidades y lore oculto o poco conocido de, en principio, World of Warcraft.

“Creemos que hemos sido demasiado sutiles con algunos susurros de entidades del vacío. Sí, sabemos que hay jugadores que han especulado mucho (y muy mal) así que hemos creído conveniente aclarar y arrogar luz sobre este y otros temas de un lore tan complicado como es el de World of Warcraft.”Steve Danuser <Loremaster Federado por Blizzard Entertainment>

El blog se publicará en todos los idiomas en los que Blizzard da soporte a sus videojuegos y, en principio, solo se publicarán artículos basados en el lore de World of Warcraft. No obstante, con el paso del tiempo, cada franquicia tendrá su hueco, incluso de juegos que ya apenas reciben actualizaciones, como Heroes of the Storm.

“Nuestros universos son vastos, y están enriquecidos con decenas de las mejores mentes creativas que han pasado por Blizzard. Cada una a su estilo ha dejado su impronta, a veces con pequeños conflictos narrativos que han tenido que ser pulidos con el paso del tiempo. Así es la creatividad, está viva y en constante cambio.”

[Se escucha una voz lejana quejándose del maltrato al que ha sido sometido Sylvanas en el lore de Shadowlands. Danusser se gira para contestarle].

“Mike, por dios, ya te he dicho que Sylvanas está a su rollo en Las Fauces déjame tranquilo ya con el temita. Uff me tienen hasta la p$@# los sylvanitas. ¡Huy! Bueno esto lo cortarás, ¿no? — Steve Danusser

El Blog se mostrará al público el mismo día del lanzamiento de Dragonflight, y narrará las anécdotas e historias un Dracthyr llamado Ikkar TocadodelAla (aún pendiente de revisión)  quien nos contará los secretos más ocultos de las Tierras Sombrías, como por ejemplo, cómo ha sido posible ocultar una isla más grande que Rasganorte.

Ve e infórmate Adalid, pero recuerda que elPergamino es tu principal fuente de información 100% contrastada. Estamos seguros que en alguna realidad paralela esto ocurre a diario.

World of Warcraft Shadowlands podría no ser más que un sueño.

La nueva técnica de la compañía para corregir el lore o enlazar con futuro contenido sería justificarse indicando que, hasta ahora, no ha sido más que un sueño.

Blizzard ha vuelto a sacarse un as de la manga con respecto al lore y es que la compañía ha decidido subirse al barco comodín de «todo era un sueño», para justificar sus meteduras de pata y sus incongruencias en cuanto al lore.

En su cuenta oficial de Twitter, han asegurado que «lo que ocurre en Shadowlands podría no ser más que un sueño. En realidad, desde BFA y el final de Legión podría ser así, ya que los adalides podrían estar atrapados en la pesadilla esmeralda del parche 7.1»

Por otro lado, la compañía ha emitido un comunicado especial en su página web para explicar porqué ha tomado la decisión de considerar «un sueño» ciertas partes del lore.

«No es más que un sueño» ha sido la excusa mas utilizada a lo largo de la historia por escritores y guionistas. Ya ocurrió con la aclamada serie de los 2000 «Los Serrano» y con otros videojuegos como «Super Mario Bross 2» 

Nosotros solo nos queremos acoger a nuestro derecho a no reconocer públicamente que hemos metido la pata y hacer sentirse a los jugadores culpables de nuestros errores.

Tampoco creemos que sea tan grave. 

Este comunicado podría ser un sueño.

Dicho esto, los jugadores deben ser conscientes que en cualquier momento podrían presenciar una cinemática en la que la madre del adalid le despierta diciéndole que llega tarde al instituto, o encontrarse durmiendo junto a Malfurión, quien les despierte susurrándoles al oído: «¿Que tal has dormido? ❤️»

Ve, y no te duermas Adalid.