El / ignore desencadena una ola de incomunicación social.

Uno de los últimos cambios que trae el parche 9.1.5 se producirá en la línea de comando de chat «barra ignore» (/ ignore). Hasta el día de hoy, este comando permitía «silenciar» al personaje que nos susurraba con alguna tontería y olvidarnos de él. A partir de este cambio, no sólo se silenciará a este personaje en concreto, si no también a TODOS los personajes asociados a nivel de cuenta. Así pues, si alguien nos susurra con una molesta invitación de unión a su hermandad (guild) podremos librarnos de un plumazo de todas las futuras invitaciones de sus alters.
Esta medida parece que llega «tarde» pero es una medida que contenta a una gran mayoría de jugadores, hartos de recibir susurros con invitaciones de guild, o ventas de rusheos (asalto rápido) o «dame un oro para talentos».
¿He dicho una gran mayoría? Vaya, parece que hay un grupo de jugadores que está muy descontento con esta medida: los wispeadores-spamers. Este grupo de «jugadores» sólo sabe spamear (mandar susurros-basura-inútiles-pesados-plastas) para «ofrecer» rusheos de míticas plus o de raids, o venderte la montura meca-jarly «a buen precio».
Tanto es así, que muchos de estos «personajes» han entrado en una espiral de descontento y rabia que ha causado roturas de teclados y ratones:

¿Cómo es posible? ¿Qué haré ahora si no puedo spamear ofreciendo mis servicios para rushear a la gente y sacar oro? Ahora me ignorarán y no podré entrar con otros personajes. ¡Es una mier***! Exijo una compensación por las pérdidas de oro que no he ganado. He dicho.
(Stephen A.K, Illinois, EEUU)

Jennifer M.N, de Canterbury, UK, nos comenta su caso:
«somos una guild de avance high end y siempre buscamos gente para completar el roster en las raids. Con esta medida, nos silenciará mucha gente por char de comercio y será imposible seguir avanzando. Habrá que hacer disband.»

A pesar de estas voces en contra, encontramos gente que está muy a favor de esta medida, como Javier H.P, de Villabajo del Pinar, España:
«Pues, yo lo veo muy bien, porque me gusta ir a mi rollo, farmeando plantitas y cueros, y me molesta bastante todo ese spam de <<ven a mi guild, cómprame la alpaca o te bailo en el buzón por 5 oros>> De verdad, eh, es insoportable. Yo no quiero socializar, sólo quiero estar tranquilo con mis cosas. Ahora pondré el / ignore y ¡a tomar por saco todo!»

Parece que viene una época de aislamiento social, o soledad, o sudando de todo… lo que cada uno prefiera.
Ve y silencia, adalid.

La ausencia de baños en Shadowlands colapsa los váteres de Azeroth

El peor de los temores ha llegado hasta Azeroth y no, no hablamos del regreso de la Legión (aunque quizás ahora se lo piensen). Hablamos del colapso en los retretes de las capitales de facción, debido a las largas colas que forman los adalides para su uso (y su disfrute KEK)

Durante todos estos meses, los adalides han estado muy ocupados con las misiones de curia, dando por saco al Carcelero y coleccionando monturas, olvidándose de ciertas «necesidades básicas» como dormir 8 horas, comer 5 veces al día o ir al baño. Efectivamente, han estado tan liados que han olvidado ir a «soltar lastre» y eso ha acarreado graves consecuencias y no sólo las intestinales. Los baños de las capitales están colapsados.

Jeffrey Kellings, ciudadano de Ventormenta, se quejaba así: «Es intolerable. Normalmente no suele haber problemas para usar el retrete. Vienes, entras, haces lo que tengas que hacer, sales y no hay nadie esperando. Es todo muy fluído. Pero estas últimas semanas, esto es una locura. ¡Hay lista de espera para usar el váter! Es insufrible. Reconozco que alguna vez he tenido que escapar corriendo hasta la plantación de calabazas y bueno, ya sabes. Es muy vergonzoso

Zurg Ojotuerto, desde Orgrimmar, nos comenta algo parecido: «llevo ya muchos años solicitando más retretes, pero ningún líder ha aceptado mis peticiones. No queda más remedio que salir fuera de los muros y plantar el pino en la tierra seca. A los jabalíes parece que les gusta.»

Arana Thalas, instructora de magos, también se muestra preocupada: «muchos de los adalides usan los portales para venir a las capitales, pero últimamente, estamos notando un desequilibrio bastante fuerte en la magia transdimensional. Los magos están saturados con tanta ida y venida, sobre todo cuando es <<para ir al baño>>. Se colapsa el flujo mágico y los magos deben hacer turnos cada vez más cortos para aguantar el ritmo. Es muy estresante.»

Illidani, cazador de demonios de nivel 60, también tiene algo que decir: «te voy a ser sincero, yo aprovecho cuando voy planeando para soltar lastre. En Maldraxxus es más fácil, todo apesta y no se nota la diferencia. En Bastión, no te lo aconsejo, aparecen administradores cada pocos segundos y te pillan fijo. No quiero pagar más multas con ánima. Es lo que hay.»

Esperemos que pronto se solucione este asunto y veamos más rollos de papel higiénico en las Shadowlands.
Ve y usa el váter, adalid, no seas guarrete.

Un grupo de Tauren se instala en la India porque «allí las vacas son sagradas».

Lo que parecía una idea de locos se ha convertido en una realidad: una comunidad de Taurens, formada por unos 40 miembros, ha decidido mudarse a la India porque «allí las vacas son sagradas».
La líder de esta «comunidad», Tauwa Cuernoblanco, una sacerdotisa holy, llevaba ya un tiempo pensando en esta posibilidad y por fin ha puesto su idea en marcha.

Al igual que lo hicieran otras tribus, viajando más allá de Kalimdor, hasta tierras lejanas como Rasganorte o Monte Alto, yo también tenía una visión de paz y tranquilidad, muy lejos de aquí. Lo que no tenía claro era dónde exactamente, pero durante mis sueños escuchaba claramente «in…dia…in…dia» y me puse a investigar. Consulté a los espíritus de mis antepasados, y uno en concreto, Ayanti Rajni Cuernoblanco, me dió la respuesta que buscaba: «India, atontada, ¡IN-DI-A! Llevo años susurrándote, copón, que estás siempre fumada y no te enteras, ¡INDIA!!«
Así que bueno, fui de una tribu a otra contando mi sueño y ahora somos una comunidad de 40 taurens felices, viviendo en la India. Aquí nos tratan con respeto, nos regalan flores, hacen fiestas en nuestro honor y nos dejan paso libre cuando hacemos peregrinación hasta Mulgore, una vez al año. Estoy muy feliz.

Además de estar felices y comer hierba fresca cada día, esta comunidad ha adoptado el sobrenombre de «los Cuernoblanco Hindi» y ya son la tercera comunidad más conocida a nivel mundial, después de la de los hippies y la de los vecinos de tu escalera.
Y es muy posible que pronto lleguen más taurens, visto el pasotismo de su actual líder, Baine, que está sin estar ni vivo ni muerto, ahí sentado en Oribos todo el día, con la mirada perdida. «Esperemos que abran el tercer ojo y se junten con nosotros en estas tierras, donde serán todos bienvenidos«, concluye Tauwa.

Ve y pace, adalid.

Nuevas frases para los Líderes de Facción, en forma de refranes.

Así como los jugadores se cansan de ciertos diálogos del juego, los Líderes de Facción que encontramos por Oribos también lo hacen. Al fin y al cabo, son humanos, bueno, no todos, pero ya nos entendemos.
Como sabemos, se vienen algunos grandes cambios en el parche 9.1.5 y uno de los más llamativos es el cambio en las líneas de diálogo de los Líderes de cada Facción. Los responsables del área de diálogos y lenguaje han pensado en algo revolucionario: introducir refranes. De este modo, ya no escucharemos frases insulsas como «Lok’tar ogar» o «Que la Luz te acompañe» y esto le dará más vidilla a nuestros líderes favoritos, incluído Baine.

Aquí os presentamos algunos de esos refranes que serán introducidos en el juego, eso sí, al «estilo Wow»:

  • «Al que madruga, la Luz ayuda»
  • «No por mucho madrugar acaba antes el mantenimiento semanal»
  • «Por la noche todos los druidas son pardos»
  • «No dejes para mañana las diarias que puedas hacer hoy»
  • «Dar goblin por gnomo»
  • «Ojo por ojo y tentáculo por tentáculo»
  • «Quien se fue a Oribos, perdió su silla»
  • «Como Nathrezim por su casa»
  • «En casa del mago, portal de madera»
  • «Más vale épico en mano que ciento volando»
  • «¿Quién es? – soy yo – ¿Qué vienes a buscar? – a ti – Ya es tarde – ¿por qué? – Porque ahora soy yo la que quiere estar sin ti»
  • «A buenas horas, cristales apexis»
  • «No hay trampa de cazador que no pulee sin querer»
  • «Ánima que no has de recoger, déjala correr»

Así que estad atentos cuando estéis en Oribos buscando el teleport correcto para el maestro de vuelo, o cualquier otra cosa KEK

Ve y refranea, adalid.

Entregar ánima a distancia, la única salvación del World of Warcraft

Por fin, después de todos estos años siendo un juego «muerto, moribundo, que se muere» y tras la aparición de cientos de juegos «wowkiller», ha llegado la verdadera salvación del Wow: la entrega de ánima a distancia.

Es tal la alegría de los jugadores (pros y casuals) que se han incrementado en un 600% las suscripciones de 6 meses de juego. «Un milagro», según nos cuenta, vía Skype, nuestro becario de confianza.

Parecía que estaba todo perdido, después de la hecatombe sufrida estos últimos meses. Y mira, un cambio tan estúpido simple como éste, ha resultado ser la clave para la resurrección reactivación del interés en el juego. Cuando los adalides estén en Korthia, podrán hablar con el Archivista Roh-Suir, y seleccionar la opción de «enviar ánima» a cualquier otro personaje de la misma cuenta.

Pero esto no será todo. Además, nos han confirmado que habrá un «botón rojo y otro verde» para enviar el ánima. Podría enviarse, o bien a otros personajes de la cuenta, o bien, recibir esa ánima en la vida real «porque andamos cortos y siempre nos viene bien estar animados en nuestro día a día«. Sólo necesitaremos estar dentro del juego, o bajarnos la App «Ánima-T» y pulsar el botón del color correspondiente. El envío y su entrega serán inmediatos (no como esa empresa de paquetería exprés, KEK).

Ve y pulsa el botón, Adalid.